Accesos rápidos


Publicidad


  • Deshechos históricos
  • 24 horas con...
  • ¡Manda güevos!
  • Custodia Compartida
  • Horario de oficina
  • Gran Circo Mundial
  • Ángel Sefija
  • Martínez el facha
  • Seguridasosiá
  • Federik Freak
  • Pablo Arkada

Jordi March

Barcelona, 1968


Desde pequeño, lo único que me ha interesado ha sido dibujar y las chicas. Para pagar las copas y cenas de rigor, en el albor de los tiempos trabajaba de diseñador gráfico, dibujante publicitario y retratista. Una fiesta, vamos.
Un buen día, tó loco, decidí irme a Londres en busca de aventura. Y la aventura duró cinco años. Estudié animación y trabajé para Cartoon Network, Nickoledeon y BKN. En ese tiempo empecé mis colaboraciones para la revista Rocksound y para Mister K, rampa de despegue para entrar en El Jueves a mi vuelta a Barcelona. Mi primera historieta salió en el número 1442 (2005): tres páginas parodiando Los Increíbles. Siguieron otras como Star Wars, La guerra de los mundos o Harry Potter y el cáliz de fuego, hasta que llegó mi propia sección semanal, El capítulo que no veremos, que dura casi un año y medio.
Hoy sigo haciendo animaciones para Ediciones El Jueves y, cuando puedo y me dejan, alguna portada, póster o parodia peliculera.

 

Mis historietas preferidas

  • Jordi March perdidos
  • Jordi March Espe a por todas
  • Jordi March ZP colgado de Obama
  • Jordi March Carmen Cañón
  • Jordi March Benjamin Button
  • Jordi March apocalipsis según Hollywood

Curiosidades

Año de creación: 2005

Primera aparición: El Jueves nº 1442

Anécdota: El capítulo que no veremos fue un suplicio: cada semana ver una serie o programa distinto, intentar asimilarlo, escribir un guión con intención de que fuera la monda, dibujar dos páginas rebosantes de personajes a caricaturizar, ponerles color, en un momento determinado me dio (uno es así de chulo) por dejar el ordenador y pintar a la manera tradicional, con pinceles... Aguanté 66 semanas. Hacia la entrega 18 dejé de ser humano. Salía de casa solo para comprar el pan y tabaco. La gente del barrio aún me recuerda andando por la calle riendo y sorbiéndome los mocos a la vez, abrazado a una baguette.

Haz clic en tu sistema
Haz clic en tu sistema

Publicidad